domingo, 22 de febrero de 2009

QUE SEA EN SILENCIO

“Pongamos las cosas en su lugar y dejemos esos extremos incoherentes que nos unieron. Pongamos las cosas en su lugar y seamos realistas. Tan sólo por hoy, o al menos, por las próximas tres horas. Si, no me digas nada, ya sé que son las ultimas pero ¿qué querés? No se puede andar siempre entre hadas y duendes.

No, no estoy enojada pero si seguís con este interrogatorio, posiblemente aumente mi tono. Tranquilo, no es una amenaza, sólo me estoy defendiendo. ¿De vos? No, no interpretes como siempre, lo primero que se te ocurra: me resguardo de mí. Una vez más estoy aquí, tomando las decisiones equivocadas o las más difíciles. Me odio por eso. Sufro. Reniego. Grito. Pero crezco y maduro, eso me consuela o me chamulla.

Ya sé, no lo repitas una vez más, me apoyas en esta. Estoy como harta de escuchar eso, todos me ponen el hombro. Ahí están: en fila, en caravana, en lágrimas y en sonrisas. Pero con tan solo entregar el maldito y drástico papelito y, con dar esos dos pasos arriba, me fui. Y todos se quedan ahí, mirando. Cada vez los visualizo menos, se transforman en puntitos, apenas se mueven. Y los perdí. Fue sencillo el trámite.

Señorita, despiértese, llegamos. ¿Tan rápido? ¿Cómo no le voy a preguntar eso? Fue un abrir y cerrar de ojos, como dirían por ahí. Mierda! Ni sentí los kilómetros, ni las horas. ¿No cené? Tengo hambre. Seguramente, me dormí antes que pase esta pobre chica que se gana la vida de una punta a la otra. Pero no me hubiera dormido con la panza suplicando por comida. No, no. Ya fue. Vamos a la casa.

¿A dónde la llevo? A casa por favor señor. Pero eso queda lejos señorita, debe seguir dormida, no puedo viajar en esta lata 1.200 kilómetros. Tiene razón, estoy sentada en el más precario medio para moverme. No se preocupe, vamos. Arranque antes que empiece. Si, si arranque. Le suplico, sino empiezo a pensar y me arrepiento."

10 comentarios:

  1. "Crecer" y "Madurar", dos palabras que te quedan muy bien, Ba. Vi cómo lo hiciste durante cuatro años. Y por eso hoy te digo que la palabra "arrepentimiento" no te queda para nada. Todas las cosas que hiciste -al menos en el ámbito que conozco de vos-, fueron las correctas.
    Beso!

    ResponderEliminar
  2. que no le gane la nostalgia, tía. En este caso el "levantate e ite al pingo" no sirve. Besotes y ánimos.

    ResponderEliminar
  3. Luchar por lo que se quiere es la escencia que caracteriza al humano para poder concretar aquella cosa llamada "sueño".
    Buscalo, encontralo, cumplilo y HACE HISTORIA.
    "HASTA LA VICTORIA SIEMPRE"

    ResponderEliminar
  4. Yo se lo que estás pasando, yo también me fui, pese a que yo estoy más cerca que vos de mis afectos, en un momento 200 km y 1200 se hacen la misma distancia. Lejos y sola no importa si te apoyan una, mil o ninguna persona, ahora estás en condiciones de conocerte a vos misma, cuales son tus miedos, tus inseguridades y cual es tu forma de seguir adelante. Llora todo lo que quieras, pasea sola con cara de orto por la calle, gasta miles de pesos en teléfono pero tarde o temprano vas a tener que mirar adelante levantarte y seguir "pechando", una vez que lo logres vas a cambiar tu vida para siempre, y vas a agradecer todas las veces que pese a la tristeza decidiste aferrarte al sueño de ser una mejor periodista

    ResponderEliminar
  5. Simplemente vas a dejar un sello en esta vida, para dejarlo antes se tiene que luchar, se tiene que crecer, que madurar, tenes que caerte y volverte a levantar, golpearte mil veces contra una pared y seguir y simplemente nunca bajar los brazos! NUNCA

    ResponderEliminar
  6. Ba,siempre el decir "hasta luego" resulta un tanto difícil. Sin embargo, en este camino llamado "vida" se requiere pasar el umbral entre lo ordinario y extraordinario. Cuando un gran ahnelo invade nuestro corazón debemos de recorrer -con gallardía- el camino hacía nuestra mente, con la certeza de que "todo estará bien", y que del otro lado cantaremos el himno de victoria. Sabés, que me identifico con este escrito, porque también tuve que dejar a mis seres queridos, cortar el cordón umbilical de mi madre, y crecer, sin contar lo que representa el alejarse de su tierra y ser extranjero en busca de un tesoro. Te deseo muchos éxitos. En mí, amiga, tienes una companera de aventuras. Nos vemos del otro lado Ba!

    ResponderEliminar
  7. Ba, siempre el decir "hasta luego" resulta un tanto difícil. Sin embargo, en este camino llamado "vida" se requiere pasar el umbral entre lo ordinario y lo extraordinario. Cuando un gran ahnelo invade nuestro corazón, debemos recorrer -con gallardía- el camino hacía nuestra meta, con la certeza de que "todo estará bien", y que del otro lado cantaremos el himno de victoría. Sábes, que me identifico con este escrito, porque también tuve que dejar a mis seres queridos, cortar el cordón umbilical de mi madre, y crecer, sin contar lo que representa el alejarse de su tierra y ser extranjero en busca de un tesoro. Te deseo muchos éxitos. En mí, amiga, tienes una companera de aventuras. Nos vemos del otro lado Ba!

    ResponderEliminar
  8. Cualidades

    Cuando se reconoce la Belleza en el Mundo
    Se aprende lo que es la Fealdad;
    Cuando se reconoce la Bondad en el Mundo
    Se aprende lo que es la Maldad.

    De este modo:
    Vida y muerte son abstracciones del crecimiento;
    Dificultad y facilidad son abstracciones del progreso;
    Cerca y lejos son abstracciones de la posición;
    Fuerza y debilidad son abstracciones del control;
    Música y habla son abstracciones de la armonía;
    Antes y después son abstracciones de la secuencia.

    El sabio controla sin autoridad,
    Y enseña sin palabras;
    Él deja que todas las cosas asciendan y caigan,
    Nutre, pero no interfiere,
    Dá sin pedirle,
    Y está satisfecho.

    (saludos rubia, muy bello lo escrito, yo solo te deje este fragmento del tao te ching para pensar y sabes que rosario siempre estuvo cerca! yo no se mucho, ud sabe bien que nuestra relacion se desarrolla en planos metafisicos y generalmente tardamos en comunicarnos pero entiendo que anda por baires y espero que cuando camine lo haga de la misma manera como cuando dio su primer paso, besos pequeña!)

    ResponderEliminar
  9. A veces es mejor decir mucho, antes de no tener la oportunidad de decirlo nunca mas. A veces hay actos que se hacen esperar o tal vez no sean necesarios. A veces siento que volver a empezar seria la mejor opción. Simplemente de eso se trata, de VOLVER A EMPEZAR, 100pre...!!!!

    ResponderEliminar
  10. Badiha, este texto tuyo aunque es muy personal creo que da en el clavo de lo que sentimos muchos de los "extranjeros" que llegamos aquí... Yo también me quiero ir a casa muy seguido, pero la casa está mucho muy lejos. Saludos!!

    ResponderEliminar